dijous, 28 de febrer de 2013

ESTUDIO PREDIMED

Varios médicos de familia han participado en esta investigación que ha sido publicada en la prestigiosa revista ‘The New England Journal of Medicine’

Los efectos de la dieta mediterránea sobre la salud cardiovascular han sido analizados en el estudio Predimed, que ha concluido -entre otras cuestiones- que este tipo de dieta suplementada con aceite de oliva o frutos secos reduce un 30% el riesgo de sufrir eventos cardiovasculares mayores como el infarto de miocardio. 



Este estudio ha contado con la participación de un importante número de médicos de familia de diferentes comunidades autónomas (Andalucía, Baleares, Canarias, Cataluña, Navarra, País Vasco y Valencia), entre ellos, cuatro que son firmantes: Josep Basora, José Lapetra, Miguel Á. Muñoz y José V. Sorlí. Ha sido una investigación de ocho años de duración que ha contado con la participación de cerca de 7.500 pacientes.

La prestigiosa revista internacional The New England Journal of Medicine ha publicado este estudio. Tal y como explica Basora: "por primera vez, y con un alto grado de evidencia, un estudio científico ha evaluado este patrón dietético para la prevención primaria de eventos cardiovasculares, demostrando que una dieta mediterránea suplementada con grasa de origen vegetal y alto contenido en antioxidantes reduce la incidencia de eventos cardiovasculares mayores y la mortalidad cardiovascular".

Fuente: semFYC

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada

Gràcies per haver realitzat un comentari. Entre tots fem creixer l'ÀGORAmèdica